Aunque realizar el cerramiento de una terraza o balcón puede ser una obra costosa y complicada, lo cierto es que también puede aportar numerosas ventajas. Lo bueno de este tipo de instalaciones es que pueden aprovecharse para dar uso a las zonas exteriores de la vivienda en nuestro día a día, y ofrecen multitud de opciones.

Una de las posibilidades más importantes e interesantes que ofrece es la climatización. Cerrar una terraza o balcón te permitirá climatizar tu hogar de cara a la época invernal y la estival. Funcionan como una barrera térmica si el acristalamiento es bueno y el material un buen aislante como el PVC. Durante el invierno, la estancia se mantiene caliente. En verano, los cristales pueden abrirse y ventilar fácilmente el espacio. De esta forma, gracias a la instalación de un cerramiento puedes aprovechar la terraza, jardín o balcón durante todo el año.

Consejos para aprovechar bien tu cerramiento

Para aprovechar al máximo los espacios exteriores con cerramientos, lo primero que debes tener en cuenta son las dimensiones que posee. De este modo, te será fácil adaptar adecuadamente todos los elementos decorativos disponibles a tu alcance. Aquí te facilitamos una serie de consejos para sacarle partido a tu cerramiento:

Mobiliario

Para que un cerramiento esté bien aprovechado lo mejor es que el mobiliario y la decoración que elijas sean ligeros. Se debe tener especial cuidado y nunca seleccionar muebles de mala calidad, como puede ser el plástico. Este material soporta peor las inclemencias del tiempo y se afea con el paso de los meses. Los mejores materiales para mobiliario de cerramientos suelen ser el mimbre, las fibras naturales y el aluminio. Y últimamente, también están de moda el hierro forjado, el bambú o el cáñamo.

También es importante escoger únicamente los muebles que sean indispensables. Generalmente los cerramientos se hacen en lugares que no estaban ideados en un primer momento para convertirse en una habitación extra. Por este motivo, suelen ser espacios reducidos. Por eso, es mejor seguir una línea «minimalista». Elige la cantidad de mobiliario en función de la cantidad de miembros de la casa, la frecuencia de invitados y el uso que le des al cerramiento.

cerramiento de cristal

Orden

Para aprovechar el espacio disponible en el cerramiento también es necesario respetar un cierto orden. Generalmente, las terrazas y patios interiores se suelen utilizar como trasteros.  Si vas a utilizar tu cerramiento para guardar objetos, lo mejor es que los elementos que almacenes no ocupen mucho espacio. Además, deben seguir una clasificación estricta por tamaño. Interesa también pegarlos a los laterales para no limitar el acceso y garantizar que la estancia no sea agobiante.

Iluminación

En tu cerramiento también puedes crear atmósferas acogedoras y confortables si quieres aprovecharlo como habitación extra. Para ello, lo mejor es elegir un juego de luces que lo permita. Por ejemplo, para disponer de un espacio cómodo y agradable en el que cenar sin mucha intensidad lumínica, lo ideal es colocar un par de lámparas portátiles en algunos de los rincones. De este modo puedes ofrecer una luz tenue al espacio. Si vas a utilizar el espacio para relajarte realizando actividades como yoga o leer, interesan cristaleras grandes para que entre mucha luz.

Plantas

El cerramiento debe ser un oasis de tranquilidad si nuestro objetivo es hacer mucha vida en él. Para ello, es aconsejable colocar plantas y flores que ofrezcan olores y vistas agradables a los habitantes del hogar. Se abre un abanico de posibilidades enorme a la hora de decorar el cerramiento ya que pueden combinarse plantas de diferentes tipos, tamaños y colores. Además, se puede jugar también con su posición creando un rincón con maceteros de diferentes tipos. Incluso se puede colocar una enredadera que recorra el techo del cerramiento en el caso de que disponga de techo de lamas. Échale imaginación y ¡tendrás un cerramiento para enmarcar!

Artículos relacionados: